Cómo iniciar un negocio de almacenamiento

Los emprendedores tienen muchas oportunidades disponibles al comenzar un negocio de pequeños almacenes. Muchas pequeñas empresas o contratistas independientes no tienen espacio para almacenar sus productos. Sus opciones pueden ser grandes instalaciones de almacén, que son extremadamente caras, o unidades de almacenamiento no prácticas. Para mantener bajos los costos al iniciar un negocio de almacenamiento, debe determinar qué tipos de productos desea almacenar, como productos de papel, libros o productos electrónicos, para determinar el tamaño del edificio que necesita.

Información de puesta en marcha

El negocio promedio de almacén cuesta entre $ 10, 000 y $ 50, 000 para configurarlo. Antes de comenzar su empresa, deseará obtener información de antecedentes inicial sobre la industria del almacenamiento. Comience buscando en las páginas amarillas u otros listados de empresas en su área para empresas de almacenamiento. Visite sus sitios web para determinar qué servicios ofrecen y los tipos de clientes que atienden. Llame a compañías de almacenamiento fuera de su ciudad, ya que es más probable que discutan varios problemas que enfrentan o las trampas que deben evitarse al comenzar. Visite estos almacenes para que pueda comprender mejor cómo funcionan las operaciones. Diríjase a pequeñas empresas que puedan necesitar servicios de almacenamiento, como los distribuidores de libros pequeños. Cree su propio nicho en el mercado al diferenciar sus servicios de sus competidores.

Licencias y Equipos

Regístrese para un DBA, o "hacer negocios", si desea usar un nombre ficticio para su negocio de almacenamiento. Obtenga los formularios para su DBA a través de la oficina de administración local de su condado o ciudad. Normalmente, la tarifa de solicitud cuesta entre $ 25 y $ 50. La mayor parte de su inversión se destinará a equipos específicos, incluidas estanterías, montacargas, unidades de almacenamiento como congeladores o refrigeradores si lleva artículos perecederos, estanterías, cajas y software de computadora e inventario. Este software le ayuda a realizar un seguimiento de los elementos almacenados, y cuando estas unidades entran o salen del almacén. También puede necesitar un camión si ingresa en el área de distribución del negocio, entregando productos para los clientes a nivel local.

Empleados

Contrata empleados con experiencia en logística si ofreces servicios de distribución. Los profesionales de logística organizan el envío y rastrean los productos a sus puntos de destino finales. También supervisan los artículos que ingresan a la instalación, ya que necesitan rastrear cuándo llegan los productos al almacén por primera vez, ya que estos son los artículos que generalmente se envían primero. Como propietario de un almacén, una persona con experiencia de envío y recepción puede ayudar a verificar los artículos a medida que llegan. Esta persona también puede configurar ubicaciones específicas en el almacén para almacenar los artículos de cada cliente. La mayoría de los almacenes etiquetan ciertas secciones con las letras "A" a "Z", por ejemplo. Las ubicaciones se suelen registrar en las computadoras. Contrate empleados para levantar físicamente artículos y operar carretillas elevadoras en las instalaciones de su almacén también.

Obtención de clientes

Regístrese con la Asociación Internacional de Logística de Almacén. Lo listarán como un almacén local, que puede ayudarlo a generar clientes potenciales para su negocio. Anúnciese en publicaciones comerciales como "La Librería" en la que sus clientes probablemente lean. Llame a las pequeñas empresas en su área que venden los productos que almacena. Presénteles sus servicios, explicando los beneficios clave que puede ofrecer. Los puntos de venta pueden incluir liberar espacio en su sala de exposición y seguimiento de inventario. Deje un folleto y una tarjeta de presentación con todos los dueños de negocios. Cree un sitio web para que pueda promocionarlo a través de los motores de búsqueda y las páginas amarillas locales en línea.