La relación entre planificación y organización

Aunque distintos en significado, la planificación y la organización son dos conceptos que se complementan entre sí. Muchos expertos en organización están de acuerdo en que simplemente no se puede tener uno sin el otro. Como gerente, es importante comprender la relación entre la planificación y la organización, y luego implementar ambos conceptos en su rutina de administración habitual.

Planificación

La planificación de un negocio es un proceso de tres pasos. Primero realiza una investigación sobre el tema en cuestión. Por ejemplo, si está intentando establecer un plan promocional, investigue el mercado objetivo. Luego establece metas SMART (específicas, medibles, alcanzables, relevantes y cronometradas) basadas en esa investigación. Finalmente, establece pasos de acción para lograr cada uno de los objetivos que ha establecido.

Organizando

Organizar para una empresa es el proceso de organizar tareas o recursos para que pueda realizarlos o usarlos de manera óptima. La organización adecuada facilita un entorno de trabajo eficiente y aumenta la posibilidad de que los empleados alcancen sus objetivos en el trabajo.

Relación entre los dos

Debido a la naturaleza de la planificación empresarial, la capacidad de organización efectiva es de la mayor importancia. Cada paso del proceso de planificación se simplifica cuando se organiza correctamente. Por ejemplo, organizar sus tareas de investigación le ayuda a llegar a conclusiones razonables más rápidamente. Al establecer objetivos, organícelos por orden de importancia y también clasifíquelos como objetivos a corto o largo plazo. Su plan de acción final también debe tener un orden lógico para que sea efectivo.

Niveles diferentes

La planificación y organización de una empresa se realiza en tres niveles diferentes. En el nivel operativo, usted hace planes con respecto a las operaciones diarias del negocio. Al iniciar un negocio o iniciar una nueva iniciativa empresarial (como un nuevo producto), cree un plan de negocios general para delinear los pasos necesarios. La alta gerencia es responsable de establecer un plan estratégico, que describe una estrategia y dirección a largo plazo para la empresa. En todos los casos, la parte responsable debe desarrollar e implementar el plan de manera organizada para garantizar su éxito.