Factores de éxito para una empresa de inversión inmobiliaria

La combinación de un severo declive inmobiliario, junto con tasas de interés cercanas al récord, ha creado una oportunidad para los inversores inmobiliarios. Los bienes raíces han sido durante mucho tiempo una forma en que el inversionista promedio puede protegerse contra la inflación, al mismo tiempo que aprovecha los beneficios potenciales del apalancamiento. Pero las personas interesadas en iniciar empresas de inversión en bienes raíces deberían entrar con los ojos abiertos: el negocio es lucrativo, pero también está lleno de riesgos.

Selección de entidad adecuada

Los propietarios son blancos frecuentes de los juicios, especialmente cuando el público tiene la impresión de que tienen "bolsillos profundos". Los profesionales de la inversión en bienes raíces deben comprender las ventajas de utilizar entidades comerciales (corporaciones y compañías de responsabilidad limitada) que limitan su propia responsabilidad personal en el caso de una demanda. Además, las entidades pueden ayudarlo a aislar el negocio general de los juicios que surjan en relación con cualquier propiedad individual. De lo contrario, podría ver a toda su compañía desmoronada por un solo incidente de resbalones y caídas. Un buen abogado que se especializa en asesorar a profesionales de bienes raíces puede ayudarlo a planificar el uso de entidades para maximizar sus ventajas fiscales y las protecciones de responsabilidad limitada.

Capitalización

Una de las razones más importantes por las que los inversores inmobiliarios fracasan es que están descapitalizados. Esto significa que la empresa no tiene reservas líquidas adecuadas para manejar gastos inesperados, como mantenimiento de emergencia, reparaciones o aumentos repentinos en los impuestos a la propiedad. Podría ser algo tan simple como no alquilar o vender una propiedad tan rápido como pretendía, lo que lo obliga a pagar los costos de llevar la propiedad sin recibir ningún ingreso por ella. Incluso si su compañía pone sumas importantes para comprar una propiedad, es posible que no pueda obtener un préstamo de emergencia contra su capital a tiempo para manejar el gasto. Su empresa puede entonces verse obligada a vender propiedades a precios de venta al fuego, o incluso a declararse en bancarrota.

Mercado

Gran parte de su éxito tiene que ver con su mercado. Es difícil nadar contra una corriente poderosa. Si el área que ha orientado para su inversión está experimentando un estancamiento o un declive económico, junto con una población en declive, tendrá un obstáculo muy difícil de superar. Busque áreas que realmente atraigan nuevas inversiones y desarrollos comerciales, lo que crea una demanda para los trabajadores que viven cerca: trabajadores que tienen empleos que les permitirán pagar los alquileres y calificar para hipotecas. Si debe invertir en un área con dificultades, concéntrese en generar ingresos inmediatos de sus propiedades, en lugar de intentar venderlos con una ganancia en un mercado en declive.

Entender los riesgos de apalancamiento

El acceso a la financiación en condiciones favorables es vital para la mayoría de los inversores inmobiliarios. Una de las ventajas de la inversión en bienes raíces es el beneficio del apalancamiento: puede controlar una gran cantidad de propiedades con una inversión relativamente pequeña. El apalancamiento funciona para usted en mercados en alza, pero puede devastarlo en mercados en baja. Cuando pide dinero prestado para invertir, y las cosas no salen bien, podría perder más de lo que había invertido en primer lugar. El uso juicioso del apalancamiento hace que la inversión en bienes raíces sea potencialmente muy lucrativa. Pero también debes saber cuándo comenzar a tirar de las riendas.